Instalar los drivers ADB USB de Android en windows

Si sois desarrolladores Android seguramente este problema ya lo habréis resuelto hace mucho ya que en algún momento habréis querido utilizar vuestro móvil para desarrollar y depurar. Para los que no lo seáis y necesitéis las herramientas “adb” y “flashboot” para por ejemplo instalar una nueva ROM podéis seguir los siguiente pasos.

 

Antes de empezar

Puede que al conectar nuestro dispositivo nos lo detecte automáticamente, en ese caso no hace falta seguir esta guía. Si no nos lo detecta entonces necesitaremos seguir algunos pasos.

Para que funcionen estas dos herramientas lo que necesitamos básicamente son dos cosas, en Android SDK y los drivers USB que vienen con él. Pero para que esto funcione antes de nada necesitamos tener instalado el java jdk de Oracle, así que lo primero es asegurarse que lo tenemos instalado, sino lo bajamos y lo instalamos desde el asistente.

Android SDK

Para instalar los driver ADB USB necesitamos el Android SDK así que tendremos que descargarlo e instalarlo. No es necesario que instalemos el Android Studio completo, simplemente necesitamos el SDK. En mi caso descargué y descomprimí el “zip” pero nos podría servir igualmente el instalador en “exe”.

Paso a paso

  1. Ejecutamos el “SDK Manager” como administrador, si lo hemos instalado desde el “exe” estará en el menú, sino lo tendremos en la carpeta donde lo hayamos descomprimido.
    SDK Manager
  2. Ahora seleccionamos “Extras->Google USB Driver
    Google USB Driver
  3. Conectamos nuestro dispositivo USB. Posiblemente nos lo detecte pero lo más seguro es que no lo configure automáticamente así que seguimos con los siguientes pasos.
  4. Abrimos las “Propiedades del Sistema” dando botón derecho en “Equipo“->”Propiedades“.
  5. Ahora vamos al administrador de dispositivos.
    Administrador de dispositivos
  6. Localiza tu dispositivo Android, botón derecho y dale a “Actualizar software de controlador”.
    Actualizar driver
  7. Ahora dale a “Buscar software de controlador en el equipo
    Buscar software de controlador en el equipo
  8. Selecciona “Elegir en una lista de controladores de dispositivo en el equipo
    Elegir en una lista de controladores de dispositivo en el equipo
  9. Selecciona “Mostrar todos los dispositivos” y siguiente
    07-alldevs
  10. Presiona el botón de “Utilizar disco
    Utilizar disco
  11. Añadimos la ruta a los drivers de Google USB que si los habéis instalado desde el instalador deberían estar aquí y sino en la ruta relativa correspondiente.

    C:\Program Files (x86)\Android\android-sdk\extras\google\usb_driver
    Ruta drivers

  12. Seleccionamos “Android Bootloader Interface”
    Seleccionar driver
  13. Validamos pulsando “
  14. Confirmamos la instalación pulsando “Instalar
  15. Cuando termine la instalación pulsamos “Cerrar

Si todo ha ido bien ahora podremos utilizar las herramientas “adb.exe” y “flashboot.exe” desde la consola. Para comprobar si funciona podemos ejecutar las siguientes ordenes:

  • adb devices
  • flashboot devices

En los dos casos nos debería listar nuestro dispositivo.

 

Un saludo.

¿Qué harías si atacaran España?

Esa es la pregunta que me hizo una amiga rusa, a lo que yo contesté – “Nada, no haría nada”. Yo no tengo formación  militar, además se supone que España tiene un ejército profesional que será mejor o peor pero se les forma y prepara a través de nuestros impuestos para defendernos, a mi no. A parte formamos parte de la Unión Europea y de la OTAN y que yo sepa desde que yo estoy en este mundo España no ha necesitado defenderse seriamente de nadie.

Yo puedo entender que esta persona termine siendo belicista, que los rusos en general lo sean ya que el patriotismo en países como Rusia, Estados Unidos, algunos de América Latina y salvando las distancias otros como Corea del Norte, se forja a través de la propaganda oficialista y uno de sus pilares es el miedo. Pero no nos engañemos, ni Rusia ni Estados Unidos necesita defenderse de nadie a día de hoy, quizá exceptuando del terrorismo del que ya hablaremos otro día, sino que es el resto del mundo el que debería preocuparse de defenderse de ellos. Como le comentaba a mi amiga no se en cuantas guerras ha estado involucrada Rusia en los últimos 30 años, si se que han sido muchas, pero hasta donde yo se ninguna de ellas ha sido para defenderse de nadie sino todo lo contrario, han sido para invadir o apropiarse ilegítimamente de territorios ajenos por pura estrategia geopolítica. Rusia ha matado a muchísima gente directa o indirectamente sólo por dinero y poder pero parece que lo que le preocupa a los ciudadanos rusos no es la muerte y el dolor que generan en el mundo sino que es defenderse de… ¿nadie?, lo que demuestra que la propaganda oficialista funciona y lo hace muy bien. Tal obsesión y mentalidad belicista llega al nivel de que esta amiga pensaba que las luces de la piscifactoría de Altea era una base militar y es más, cuando se lo contaba a sus amigos rusos que venían de vacaciones todos se lo creían y lo tomaban como algo natural, ¡increíble!.

 

La respuesta de mi amiga cuando yo dije que no haría nada fue acusarme de egoísta, es más llegó a decir que soy egoísta en todos los sentidos de la vida porque claro, ¿cómo se me puede ocurrir decir que no voy a defender a mi país?. No es que no quiera defenderlo, es que para empezar no hay de nada de lo que defenderse.

 

Cheli